Rectores advierten colapso económico que impide funcionamiento de las universidades

Spread the love

La Asociación Venezolana de Rectores Universitarios (AVERU), emitió un comunicado producto de su reunión virtual celebrada en fecha 9 de octubre de 2020.

En el comunicado, se manifiestan públicamente que debido al prolongado colapso económico, social y de crisis humanitaria compleja que vive el País agudizado con la declaratoria de pandemia mundial por el COVID-19, se hace imposible alcanzar el sostenimiento, desarrollo y progreso que permita cumplir con la función rectora en la educación, la cultura y la ciencia, continuando el decaimiento de la educación superior.

Entre otros puntos, el temario abordado en la reunión incluyó:

1.- Presupuesto insuficiente o inexistente,

2.- Salarios de miseria o inexistentes,

3.-Carencia de tecnología   para la educación a distancia, y

4.- Ausencia de planes de Previsión Social   y HCM

Señalan los rectores, que “la devastación presupuestaria-financiera impuesta a la educación superior, sólo permite que nuestras instituciones cuenten con los recursos para pagar salarios que no se ajustan a la realidad económica y social del país, lo que afecta las condiciones en que se desarrollan las actividades académicas, de investigación, extensión, administrativas y estudiantiles”.

Asimismo, afirman que “el presupuesto deficitario o inexistente asignado a las universidades públicas y la situación actual de las universidades de gestión privada, repercute en la falta de financiamiento para la investigación, desarrollo tecnológico, previsión social, asignación de las providencias estudiantiles, transporte, renovación de equipos de laboratorios, insumos e infraestructura que genera marcadas carencias para atender los programas de proyección social y servicio comunitario”.

En el complejo contexto económico, social, sanitario y político, que encausa a la educación para el año 2021, señalan que van “hacia una paralización por insuficiencias de recursos, se suma la imperiosa necesidad de adecuación de la educación universitaria presencial a formación a distancia como consecuencia de la pandemia del COVID-19, para lo cual se requiere una importante inversión que permita afrontar esta única alternativa”.

Salarios

Consideran que la grave situación económica que   atraviesan los profesores, estudiantes y demás trabajadores, “es producto de las políticas erradas que desmanteló la industria petrolera, el aparato productivo privado, el sector agrícola, pecuario, comercio y turismo, generando desempleo, pobreza extrema y la fijación de un salario de subsistencia. Actualmente el salario mensual del personal de las Universidades Públicas es inferior a 5$”.

Dolarización

“La AVERU, ante la dolarización de hecho y de derecho, debido al proceso de hiperinflación en espiral, a la cual la economía está sometida ha pulverizado el salario del trabajador y destruido su calidad de vida, exige con toda firmeza un incremento salarial que cumpla con la dignificación del salario previsto en el artículo 91 constitucional, y los artículos 96 y 98 de la Ley Orgánica de las Trabajadoras y Trabajadores, en tabla salariales diseñadas en dólares estadounidenses. En ellas se consideraron las Normas de Homologación, aprobadas por Decreto Presidencial N° 93.500 y publicado en Gaceta Oficial N° 32.539, en fecha de 17 de agosto de 1982 y se tomaron en cuenta las interescalas para el personal docente del 18% y 19% para los docentes de dedicación a Tiempo Completo y del 23% y 25% para los docentes a dedicación exclusiva; para los auxiliares docentes a dedicación de tiempo completo el 13% y para los auxiliares docentes a dedicación exclusiva el 16%. Las interescalas para el personal Administrativo, son del 8% para el personal de apoyo, el 10% para el personal técnico y el 12% para el profesional. En cuanto al personal a la interescala es del 10%.

Carencia de tecnología

Citan los rectores el informe de la Unesco de mayo del 2020, titulado COVID-19 y educación superior: de los efectos inmediatos al día después.

“Una de las principales conclusiones generales del informe es que: parece claro que en todo el mundo el cese temporal de las actividades presenciales de las Instituciones de educación superior ha operado como un enorme disruptor sobre su funcionamiento. El impacto de esta disrupción es muy variable y depende, en primer lugar, de su capacidad para mantenerse activas en sus actividades académicas y, en segundo lugar, de su sostenibilidad financiera”.

Con la pandemia, que califican de “inducida por el COVID-19”, señalan que “la educación en general y la universitaria en particular, ha sido impulsada por estas circunstancias a una única y obligatoria opción: la Educación a Distancia (EaD)”.

Antes esta dramática situación, los rectores destacaron las necesidades en el ámbito universitario:

  1. Se requiere recuperar el fortalecimiento de la gobernanza institucional, garantizando la autonomía universitaria.
  2. Aseguramiento de la calidad.
  3. Capacitación de cuadros académicos y de gestión.
  4. Cambios normativos y regulatorio.
  5. Fortalecimiento de la infraestructura tecnológica.

Igualmente, los rectores denuncian la AUSENCIA DE PLANES DE PREVISIÓN SOCIAL Y HCM.

Conclusiones:

Vista las anteriores consideraciones, los rectores se comprometen a “continuar trabajando para superar la grave amenaza que representa la inexistencia de un presupuesto justo, y el reto de la transición de la educación superior presencial a la educación superior a distancia”.

Asimismo, “solicitar la aprobación urgente de las tablas salariales propuesta con el fin de restablecer el derecho a un salario suficiente”; exigir el “respeto al derecho a la seguridad social como servicio público de carácter no lucrativo (…) y se restituya el manejo directo de la seguridad social y previsional del personal universitario y asimismo las asignaciones destinadas para la previsión social”.

Firman el Comunicado los rectores:

CECILIA GARCÍA-AROCHA MÁRQUEZ, UNIVERSIDAD CENTRAL DE VENEZUELA (UCV) MARIO BONUCCI ROSSINI, UNIVERSIDAD DE LOS ANDES (ULA)

JESSY DIVO DE ROMERO, UNIVERSIDAD DE CARABOBO (UC)

MILENA BRAVO DE ROMERO, UNIVERSIDAD DE ORIENTE (UDO) JUDITH AULAR DE DURÁN, UNIVERSIDAD DEL ZULIA (LUZ) ENRIQUE PLANCHART ROTUNDO, UNIVERSIDAD SIMÓN BOLÍVAR

EDGAR ALVARADO, UNIVERSIDAD CENTROCCIDENTAL LISANDRO ALVARADO (UCLA) RAÚL LOPEZ SAYAGO, UNIVERSIDAD PEDAGÓGICA EXPERIMENTAL LIBERTADOR (UPEL) RAUL CASANOVA OSTOS, UNIVERSIDAD NACIONAL EXPERIMENTAL DEL TÁCHIRA (UNET)

RITA ELENA AÑEZ, UNIVERSIDAD NACIONAL EXPERIMENTAL POLITÉCNICA ANTONIO JOSÉ DE SUCRE (UNEXPO)

FRANCISCO JOSÉ VIRTUOSO ARRIETA, UNIVERSIDAD CATÓLICA ANDRÉS BELLO (UCAB) ANTONIETA ROSALES DE OXFORD, UNIVERSIDAD DE MARGARITA (UNIMAR) BENJAMÍN SCHARIFKER PODOLSKY, UNIVERSIDAD METROPOLITANA (UNIMET) FRANCISCO FEBRES-CORDERO CARRILLO, UNIVERSIDAD MONTEÁVILA (UMA) JUAN PEDRO PEREIRA MEDINA, UNIVERIDAD YACAMBU (UNY)

JAVIER YONEKURA SHIMIZU, UNIVERSIDAD CATÓLICA DEL TÁCHIRA (UCAT)

Para leer el Comunicado de Averu, hacer click en el siguiente enlace:

Comunicado AVERU

 

Deja un comentario