Inflación según BCV cierra 2012 en 20,1%

Spread the love

El índice nacional de precios al consumidor (INPC), elaborado por el Banco Central de Venezuela (BCV) y el Instituto Nacional de Estadística (INE), arrojó en el mes de diciembre de 2012 una variación intermensual de 3,5%, mayor a la del mes previo (2,3%) y a la de diciembre de 2011 (1,8%).

Con este resultado se acumula una variación de 20,1% en el 2012, que se sitúa dentro del intervalo meta del año, comprendido entre 20 y 22 por ciento, apenas por encima del límite inferior. Se trata del registro más bajo que se ha obtenido desde que se comenzó a calcular el INPC; en efecto, los resultados correspondientes a los años anteriores fueron: 30,9% en 2008, 25,1% en 2009, 27,2% en 2010 y 27,6 en 2011, los cuales, como se puede apreciar, fueron mejorados por diferencias que oscilan entre 5 y 10,8 puntos porcentuales.

 A partir de la serie de los 12 resultados mensuales del 2012 se derivan variaciones acumuladas de 7,5% para el primer semestre y de 11,7% para el segundo, que son menores a las observadas en el 2011 (13,0% y 12,9%, respectivamente).

El conjunto de las variaciones intermensuales del INPC por agrupaciones muestran un comportamiento desacelerado en 4 de los 13 casos: Bebidas alcohólicas y tabaco (de 4,9% a 1,9%), Equipamiento del hogar (de 2,2% a 1,9%), Salud (de 0,9% a 0,7%) y Servicios de educación (de 0,8% a 0,4%). En los 9 grupos restantes la tasa de diciembre fue mayor a la del mes previo: Servicios de la vivienda (de 0,0% a 0,4%), Comunicaciones (de 0,5% a 0,6%), Alquiler de vivienda (de 0,6% a 0,7%), Bienes y servicios diversos (de 1,4% a 1,8%), Esparcimiento y cultura (de 2,3% a 2,7%), Vestido y calzado (de 2,3% a 3,1%), Restaurantes y hoteles (de 1,9% a 3,1%), Transporte (de 1,7% a 3,3%)  y Alimentos y bebidas no alcohólicas (de 3,2% a 5,7%).

Al evaluar las variaciones acumuladas del 2012 por agrupaciones se aprecia que, con la excepción de la categoría Bebidas alcohólicas y tabaco, se mejoraron todos los resultados del 2011, especialmente en los grupos Bienes y servicios diversos, que pasó de 30,0% a 9,0%, y Equipamiento del hogar, que disminuyó de 25,0% a 9,6%, lo que equivale a diferencias superiores a los 15 puntos porcentuales. Otras cuatro agrupaciones redujeron sus tasas entre 5 y 10 puntos: Alimentos y bebidas no alcohólicas (de 33,6% a 23,7%), Salud (de 26,8% a 19,3%), Transporte (de 30,6% a 23,3%)  y Restaurantes y hoteles (de 30,1% a 24,7%). Con menos de 5 puntos de reducción se ubicaron: Servicios de educación (de 25,5% a 21,4%), Servicios de la vivienda (de 9,3% a 5,3%), Vestido y calzado (de 16,5% a 13,3%), Comunicaciones (de 6,5% a 3,7%), Alquiler de vivienda (de 11,0% a 10,5%) y Esparcimiento y cultura (de 20,2% a 19,9%). Bebidas alcohólicas y tabaco, que pasó de 28,4% a 34,5%, fue, como se señaló anteriormente, la única en cerrar el año 2012 con variación mayor a la del 2011. Es de resaltar que en 4 de las 13 agrupaciones la inflación acumulada en el 2012 fue menor a un dígito: Servicios de la vivienda (5,3%), Equipamiento del hogar (9,6%), Comunicaciones (3,7%) y Bienes y servicios diversos (9,0%).

Por otro lado,  6 de los 11 estratos geográficos del INPC muestran variaciones intermensuales que no superan el promedio global (3,5%): Caracas (2,9%), Maracay (2,5%), Ciudad Guayana (3,3%), Valencia (3,2%), Mérida (2,8%) y San Cristóbal (3,2%). En los 5 dominios restantes, por el contrario, los incrementos relativos de precios superaron el promedio: Barcelona-Puerto La Cruz (3,6%), Barquisimeto (3,7%), Maracaibo (4,8%), Maturín (3,8%) y Resto Nacional (3,7%). Las ciudades que acumularon menores incrementos de precios en el 2012 fueron: Mérida (17,7%), Barcelona-Puerto La Cruz (18,0%) y Caracas (19,5%); por el contrario, en Maracaibo (21,7%) y Maturín (22,2%) se localizaron las mayores alzas relativas, lo que marca una diferencia de 4,5 puntos porcentuales entre las variaciones extremas (17,7% y 22,2%).

Los bienes de la canasta del INPC, en su conjunto, arrojaron una variación de 4,3%, contra 2,4% de los servicios, con ambas categorías acelerando respecto al mes previo: de 2,8% a 4,3% y de 1,4% a 2,4%, respectivamente.

El núcleo inflacionario reflejó una variación de 2,7% en diciembre, ocho décimas por debajo de la tasa global (3,5%), de modo que acelera respecto al 2,4% obtenido en noviembre, comportamiento que obedece a los mayores crecimientos que se dieron en 3 de las 4 categorías que integran el indicador: Servicios no administrados (de 1,9% a 2,6%), Alimentos elaborados (de 2,3% a 2,9%) y Textiles y prendas de vestir (de 2,5% a 3,2%). La clasificación restante, Bienes industriales excepto alimentos y textiles, desaceleró (de 3,3% a 2,4%).

El indicador de escasez subió de 14,6% en noviembre a 16,3% en diciembre, a la vez que el de diversidad disminuyó de 179,6 a 160,4.

Fuente: Prensa BCV

Deja un comentario