Si el gobierno no renegocia la deuda externaimpondrá más sacrificios a la población

Spread the love

venezuela-maduro-crisis-economiaAdvierte la economista Tamara Herrera

El gobierno de Nicolás Maduro debe sentarse con los acreedores a renegociar el pago de la deuda externa del país, porque no hacerlo significará que “está dispuesto a imponer más sacrificios a la población”, opinó la economista Tamara Herrera.

“Ya lo que se ha vivido es de una crueldad inaceptable”, comentó en relación con la escasez de bienes de primera necesidad y el alto costo de la vida que sufren los venezolanos y que se ha acentuado de manera particular este año.

La experta fue consultada en torno a los desembolsos por cuatro mil 600 millones de dólares que debe hacer esta semana la nación por concepto de pago de capital e intereses de deuda externa, y la disponibilidad de recursos para atender tales compromisos, dado los problemas de liquidez que enfrenta.

En números redondos, las reservas internacionales de Venezuela están estimadas en 15 mil millones de dólares, de los cuales 13 mil millones son en oro y otros mil 700 millones corresponden a posiciones en el Fondo Monetario Internacional (FMI). Un reciente informe del banco británico Barclays indicó que las reservas líquidas del país ascienden a $500 millones.

“Venezuela está ilíquida desde hace mucho tiempo, pero dejar de pagar es completamente contraproducente, porque eso significaría poner al país en serios problemas de suministro”, advirtió Herrera.

“Lo que tiene que hacer Venezuela es una renegociación de su deuda, hacer lo que llaman un reperfilamiento de los vencimientos previstos para 2016 y probablemente de 2017 también (…)No dejar de importar, porque eso sería someter al país a una astricción más severa que la de este año”, agregó.

“Venezuela tiene que ir a una corrección económica. Ya es muy grave la situación de desabastecimiento y escasez en todos los órdenes de la vida nacional, en términos de costo y en términos de no acceso a bienes cruciales y vitales, debido a este errado enfoque de políticas económicas”, insistió.

De maroma en maroma

En 2016, la nación deberá desembolsar casi 10 mil millones de dólares para amortizar capital e intereses de la deuda en bonos, más otros siete mil millones de dólares de lo adeudado a China.

Según las estimaciones de la especialista, la deuda total de la nación asciende a casi 70 mil millones de dólares, sin incluir los 22 mil 500 millones que se adeudan a China.

“Si no renegocia, el gobierno tendrá que seguir haciendo las maromas que tuvo que hacer este año, además de imponer una fuerte acumulación de atraso en el pago a los proveedores nacionales y de reducir aún más las importaciones, que ya se contrajeron en 40 por ciento”, indicó

“La pregunta es si todas las maromas que pudo hacer este año se pueden repetir el año que viene, cuando se supone que el déficit de caja estará entre 15 y 20 millardos de dólares, cifra muy similar a la de 2015”.

Pero renegociar la deuda requiere requisitos, como tener gente capacitada para tratar con los acreedores y un programa económico que tenga la credibilidad, y la posibilidad y la voluntad de ejecutarse por parte del gobierno. “Y aquí es donde las cosas comienzan a llenarse de una gran incertidumbre”, comentó la directora de Síntesis Financiera, una publicación especializada en temas económicos y financieros de Venezuela.

Además de renegociar tendría que recibir financiamiento, que hasta ahora ha venido de China, de la venta de activos y del adelanto de cuentas por cobrar reduciendo el monto de la acreencia, lo que constituye un sacrificio.

“Profundizar esta situación el año que viene, es algo inviable e injustificado. Por lo tanto, ademásde la reestructuración, tiene que buscar nuevo financiamiento externo. La pregunta es si China va a dar a Venezuela más de los 5 millardos que, habitualmente, llamémoslo así, le da cada año. No creo que vaya a obtener más, los chinos ya han sido bastante flexibles”, indicó.

Al respecto, Herrera recordó que el único organismo multilateral que financia programas económicos para corregir desequilibrios en la balanza de pagos,es el FMI.

Deja un comentario