SAPI impulsará discusión para reforma de ley de Propiedad Intelectual

Spread the love

El Servicio Autónomo de Propiedad Intelectual (Sapi) impulsará un proceso de discusión y presentación de propuestas para el proyecto de reforma de la Ley de Propiedad Intelectual, con la participación del pueblo legislador, informó el presidente de esta institución, José Villalba.

El presidente del Sapi indicó que esta institución, adscrita al ministerio del Comercio, publicará en su página web: www.sapi.gob.ve tres propuestas de reforma elaboradas por diferentes sectores, para que la población las conozca y las debata.

«Estamos de acuerdo con reformar la Ley de Propiedad Intelectual, pero creemos en el concepto del pueblo legislador. Esta ley no puede ser el producto de conciliábulos de un signo o de otro. La ley que propone Eduardo Samán, por ejemplo, ¿Se originó de una discusión?», se preguntó.

Tales señalamientos los realizó en referencia a las recientes declaraciones de Samán, en las cuales se refiere a su propuesta de reforma a la Ley de Propiedad Intelectual presentada en 2010.

El ex-ministro de Comercio realizó un comentario en la red social Twiter, con relación a un supuesto cable de Wikileaks, el cual asegura que su salida del cargo de ministro se debió al proyecto de reforma de la ley de Propiedad Intelectual que él había elaborado, y aseguró que «estaba tumbando a las farmacéuticas transnacionales un negocio de 6 mil millones de dólares».

José Villalba recordó que la ley vigente fue aprobada en 1955, y no fue derogada, «porque al entrar Venezuela a la Comunidad Andina de Naciones (CAN) se asumió la legislación comunitaria con preeminencia sobre la ley nacional, por tanto esta normativa quedó cubierta por una nueva ley comunitaria, pero nunca fue derogada», dijo.

Refirió que cuando Venezuela se retiró de la CAN, la nación asumió nuevamente la ley de 1955, la cual respondía a una situación histórica diferente a la actual, y esta ley nacional «no protege a través de patentes, ni medicamentos, ni alimentos, y una serie de elementos que los acuerdos internacionales sí incluyen actualmente».

Explicó que Venezuela puede modificar la normativa vigente y adecuarla a intereses nacionales, pero aclaró que existe un ordenamiento mundial del cual la nación forma parte, como los Aspectos de Propiedad Intelectual relativos al Comercio (ADPIC, por sus siglas en inglés).

Dijo que Venezuela y las naciones que conforman la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba), incluso, están sujetas a los tratados suscritos con la Organización Mundial del Comercio (OMC), la cual regula aspectos relacionados con la comercialización del petróleo, entre otros.

«Proyectos de ley hay bastantes, algunos responden a intereses absolutamente empresariales, eso es verdad. Otros proyectos responden a otros criterios, pero insisto, ninguno puede ser catalogado de socialista, de revolucionario, que priorice absolutamente al ser humano, por cuanto todos son compatibles con los Acuerdos de la Organización Mundial de Comercio, incluyendo el proyecto que se está presentando», señaló.

«Unos pueden ser mejores o peores, pero ninguno puede ser catalogado como un proyecto revolucionario, porque en términos generales todos están amarrados por los acuerdos internacionales que se suscribieron durante la IV República, y estos acuerdos internacionales son una camisa de fuerza importante que tiene la nación para poder generar una ley nacional», enfatizó José Villalba

Asimismo, señaló que el Sapi analiza con criterios rigurosos las solicitudes de patentes y, además, debido a las restricciones que impone la ley vigente, comentó: «no se han otorgado patentes de ningún tipo desde hace año y medio».

Por otra parte, rechazó los señalamientos realizados por Eduardo Samán, publicados en un diario de circulación nacional el 12 de septiembre con relación a los responsables de la Propiedad Intelectual en Cuba.

Al respecto recordó que uno de los primeros convenios realizados entre Cuba-Venezuela, «tuvo que ver con la formación de especialistas en el área de propiedad intelectual, y en ese proyecto los compañeros cubanos han tenido una posición de avanzada, y quien suscribe ese convenio es el mismo compañero que está diciendo que los responsables cubanos de la propiedad intelectual son vendidos del imperio. Eso no tiene ningún sentido», puntualizó.

Fuente: AVN

Deja un comentario