La Historia de HOY por Victor Mendoza – septiembre 21 –

Spread the love

Desde el año 1773 hasta nuestros días 2021, han pasado 248° años del natalicio de la negra Matea Bolívar, en San José de Tiznados, Parroquia del Municipio Ortiz, estado Guárico, que por cierto. El Pueblo debe su nombre al Río Tiznados. En éste camino, vale mencionar,  que la Negra Matea , perteneció a la famila Bolívar, por eso uso ese apellido.  En tal sentido, cuando nació Bolivar, ella contaba con diez años. Fue así, como la destinaron a servir de aya o cuidadora del futuro Libertador. 

Desde ese punto de vista, es importante destacar que, entre las negras Matea e Hipólita Bolívar se compartieron la atención y cuidado de Simón, que era el menor de la familia.

Pero lo cierto es que, al ser traslados los restos de «El Libertador» desde la Catedral Metropolitana de Caracas, al Panteón Nacional, el 28 de octubre de 1876, el Presidente de la República Gral. Antonio Guzmán Blanco,  la llevaba del brazo como quién lleva un verdadero tesoro viviente.  La Negra Matea tenía en ese entonces 103 años.

De acuerdo a la fuente, la Negra Matea,  falleció en Caracas, a los 112°, el 29 de marzo del año 1886.  Desde el 31 de julio de 1975, sus restos se encuentran en la «Capilla de la Santisima Trinidad», ubicada en la Catedral Metropolitana de Caracas, siendo el Orador de Orden en ésa ocasión,  el extinto historiador venezolano Manuel Rafael Rivero.

Por otra parte, la información religiosa registra para hoy martes 21 de septiembre del año 2021 la celebración de la «Virgen de Monserrat» y en el Santoral, señala a «SAN MATEO EL EVANGELISTA«, también llamado San Mateo Apóstol,  quién fuera un Publicano, es decir, Colector de Impuesto para los romanos.  No puede afirmarse, sin embargo se cree que nació en Nazaret, Israel y fallecido  en el 74, Etiopía.

Saludamos a todas las damas y caballeros que llevan por nombre: MATEA y MATEO

El gremio universitario merideño, celebra con regocijo el Duocentécimo Décimo primer (211°) aniversario, en que la Junta Patriótica de Mérida estado  Mérida,  concede al Seminario de esa ciudad la gracia de convertirse en Universidad, con el título de San Buenaventura de Mérida de los Caballeros

Un orgullo difícil de olvidar.

Justo y necesario.

Así sea.

Por Víctor Mendoza Coronado – CNP 23782

Deja un comentario