Un lector nos escribe, sobre el Banco de Venezuela y el INDEPABIS

Que diminutas se ven las personas frente al banco

A nuestro correo llegó un escrito del señor Irving Mosquera (*). Allí relata el calvario de la solicitud de un préstamo al Banco de Venezuela. Sus idas y venidas al INDEPABIS y a la Superintendecia de Bancos. Es la historia de siempre, la del ciudadano indefenso ante una gran corporación que basa su relación con los clientes, en que es una empresa muy grande y con mucho poder, frente a un cliente diminuto y desamparado.

A continuación transcribimos su correo, el cual hemos aceptado de buena fe. Ofrecemos nuestro espacio virtual, a las autoridades mencionadas en el escrito y, en especial, al Banco de Venezuela para que exponga su versión del caso.

La Redacción

INDEPABIS, inició procedimiento administrativo contra Banco de Venezuela

Elaborado por: Irving Mosquera

Ante la negativa de los representantes del Banco de Venezuela de asumir su responsabilidad en ocasión a la denuncia que hiciéramos por la violación de un Derecho Constitucional y Humano fundamental, como lo es el derecho de recibir oportuna y adecuada respuesta, luego de dos reuniones conciliatorias en la sede del INDEPABIS, no quedó otra alternativa que iniciar el procedimiento administrativo, previsto en la Ley para la defensa de las personas en el acceso a los Bienes y Servicios.

Resulta asombroso que una solicitud de crédito efectuada al banco de Venezuela a quien reconocemos tiene la más amplia facultad de decidir a quién presta y a quien no sus recursos,  inexplicablemente sea manejada de una manera  tan torpe y arbitraria, por cuanto con solo haber respondido positiva o negativamente en los lapsos que señala la Ley, no hubiera dado cabida a ninguna denuncia. Lo que llama poderosamente la atención   es que este  modus operandi es repetitivo, tal aseveración surge del hecho que  numerosas familias nos advierten de confrontar situaciones similares con esta Institución, que se niega a dar todo tipo de información  manteniendo un silencio absoluto, hasta que transcurren más de ciento veinte días,  se vence la opción a compra del solicitante con los consecuentes  Daños irreparables al grupo familiar que ocasiona la pérdida de dinero y cercena la posibilidad de adquirir una vivienda, entre otros daños Morales y Psicológicos.

En el caso de mi familia en particular vista la falta de respuesta, dirigimos varias comunicaciones advirtiendo las posibles consecuencias  a todas las autoridades del Banco Venezuela a través de diversas vías, tales  como:  visitas constantes a la agencia bancaria donde se hizo la solicitud (213 de Bello Monte), la Sede principal del Banco Venezuela donde se encuentra la Presidencia del Banco y funciona el departamento de crédito, llamadas telefónicas a sus centralistas, correos electrónicos dirigidos a todos los directivos y gerentes y finalmente artículos publicados en medios digitales denunciando la situación y sin embargo nadie se molestó en contestarnos, mostrando una total indiferencia y desprecio absoluto sobre nuestras advertencias y ruegos (De todo esto tenemos suficientes pruebas  documentadas).

Lo trágico – cómico de esta novela sin fin, fue la respuesta que obtuvimos de  la representante del banco ante el INDEPABIS, quien en el primer acto conciliatorio pidió diferir la sesión para revisar la denuncia y en el 2do acto conciliatorio en lugar de llevar propuestas concretas, se presentó como un detective, haciendo un interrogatorio sobre situaciones que constan en el expediente de la solicitud del crédito, a lo cual le respondimos que después de siete (7) meses que según ellos necesitaron  para hacer una exhaustiva investigación, tal como consta en el panfleto que nos entregaron el día 9 de febrero de 2011, donde niegan el crédito por  inconsistencias de datos, que por supuesto interpretamos como una retaliación,  ante las denuncias realizadas  y luego  de haber  ocasionado las pérdidas patrimoniales y la posibilidad de adquirir la vivienda que tantas veces  les advertimos. No podíamos aceptar bajo ningún concepto que en lugar de plantear una propuesta conciliatoria, vinieran a interrogarnos sobre supuestas dudas en la solicitud, que no tiene nada que ver con la denuncia .por la falta de respuesta oportuna  en que incurrieron,, en síntesis,  estos señores a estas alturas del juego, desconocen o se hacen los locos sobre la esencia  del reclamo. Después de explicarles nuevamente el porqué nos encontrábamos en INDEPABIS,  solo intentaron justificar sus violaciones a las Leyes, argumentando que el banco tenía demasiadas responsabilidades  al absorber varias instituciones financieras lo que les generaba mucho trabajo y por allí trataba de darnos una clase sobre sus múltiples ocupaciones , para no continuar escuchando tanta insensatez,  le recordamos que el hecho de tener mucho trabajo no les liberaba de la responsabilidad de cumplir con la Ley y mostrar un poco de respeto a sus clientes, incluso  les referí  a manera de ejemplo  lo que ocurría generalmente cuando uno se dirige a un organismo policial a interponer una denuncia y se encuentra con funcionarios que en lugar de atender solícitamente el reclamo y buscar soluciones, empiezan a quejarse que si  el gobierno no les paga, que no tienen patrullas, que les falta personal, que están desarmados, etc., a estos funcionarios  solo les respondo  que lo más digno que deberían hacer es renunciar a  sus cargos, pudiendo dedicarse  a otras actividades, como vender empanadas, comida, periódicos, o cualquier otra actividad decente y lucrativa, porque con funcionarios desmotivados y sin ningún tipo de compromiso con la Moral Institucional, se corrompen las Organizaciones, jugando un triste papel que los  convierten en individuos resentidos, enemigos y detractores de las Instituciones que representan y  que  deberían defender y  respetar al menos mientras dependan económicamente  de ellas. En virtud de la falta de propuestas conciliatoria,  la representante del banco deja constancia (copia textual): Mantenemos la negativa del reclamo por cuanto la información suministrada para la solicitud del crédito es inconsistente. Sin comentarios.

Un dato curioso de toda esta situación es que denunciamos el caso  ante la SUDEBAN, como Ente rector de las Instituciones Financieras,  quien procedió a dirigir  comunicación al Banco de Venezuela, solicitando explicación sobre la situación y el día 12 de enero de 2011, la respuesta recibida por la SUDEBAN fue  que nuestra solicitud de crédito se encontraba en evaluación en el departamento de crédito, lo que significa que el banco de Venezuela reconoce por escrito que se encuentra evaluando una solicitud de crédito hipotecario durante más de seis (6) meses, por cierto,  hasta la fecha no les ha informado que negó el crédito,  ante semejante declaración solo nos queda concluir este punto utilizando el famoso adagio: “ A confesión de parte, relevo de prueba”.

La reflexión final que se me ocurre de todo lo planteado,  es que tanta ingenuidad, torpeza, burla,  irrespeto hacia los clientes, etc., por parte de estos Burócratas del banco de Venezuela, no puede ser producto de la ignorancia y/o el desconocimiento de las Leyes, todo pareciera indicar que responden a una acción muy bien orquestada para desprestigiar la Institución, de manera de proyectarla ante la opinión pública como un Ente  inoperante, buscando seguramente  fortalecer la tesis de que todo lo que toca el Gobierno lo destruye. Sería interesante que las posibles sanciones que pudieran aplicarse  salieran de los bolsillos de los funcionarios responsables que se escudan detrás de sus cargos, creyendo que el peso de la Ley nunca los alcanzará ignorando el hecho de que las acciones atentatorias de la Ley  de todo funcionario pueden acarrear sanciones civiles, administrativas y penales. Un pequeño detalle que no toman en consideración es  que  uno de los mayores logros que indudablemente  le debemos a este proceso Revolucionario, es que después de muchos años  de alienación mental a la que fuimos sometidos desde la Conquista hasta la IV República, el Pueblo de Bolívar ha despertado y se levanta como un gigante para ser libre por y para siempre.

(*) irvingmosquera@hotmail.com

 

 

Un comentario para “Un lector nos escribe, sobre el Banco de Venezuela y el INDEPABIS”

  • Orlanis Barreto:

    Banco de Venezuela: donde la burocracia y la ineficiencia imperan
    El Banco Venezuela que se presume es una entidad financiera a favor de TODOS los venezolanos no es más que un fraude para sus usuarios, algunos funcionarios (sobre todo los del Departamento de Créditos), violan la ley de bancos en su Art. 43 y los art 51 y 82 de la CRBV donde se establece claramente que los clientes tienen el derecho de recibir oportuna y adecuada respuesta ante sus peticiones.
    Hace más de 5 meses tramité un crédito hipotecario en la Agencia del Banco Venezuela ubicado en la Av. Victoria, el mismo fue negado por el Departamento de Crédito (la respuesta me la dieron a los 4 meses y medio), y el argumento que me indicó el operador “es que no tenía capacidad del pago para el monto que estaba solicitando”. Al conocer dicha respuesta envié una comunicación para la re-consideración del crédito (esa información la consigné el 14 de Febrero 2011 y aún es fecha que no me han dado respuesta.)Cada vez que llamo a la agencia me manifiestan que mi caso aún está en evaluación. Cabe preguntarse ¿no fue tiempo suficiente cuatro meses y medio para evaluar mi caso? ¿Por qué para una re-consideración sea ésta positiva o negativa han tardado ya más de un mes?
    ¿Con dos trabajos que poseo, y con mi madre como co-solicitante del crédito hipotecario no tengo alguna capacidad de pago? No se supone que “los expertos en crédito” deberían ajustar la solicitud a lo que el cliente pueda pagar? ¿No es garantía suficiente que la casa que deseo adquirir este valorada por más de tres veces el monto que estoy solicitando tal como quedó especificado en el avalúo del perito que ellos mismos asignan para este tipo de trámites?
    Mi opción compra-venta se venció, y ahora no tengo el tiempo suficiente para tramitar de nuevo un crédito ante otra institución financiera. ¿Quién responde por eso? ¿Acaso un gestor al que si le pagas el 20% del monto solicitado te lo consigue en 15 días? ¿Tengo que tener la palanca para obtener el crédito? ¿Qué debo pensar de esa publicidad que se transmite por todos los medios que dice “Amor ya nos aprobaron el crédito”? ¿Será acaso publicidad engañosa? ¿Qué hacen los funcionarios del Departamento de Crédito del Banco Venezuela los art. 43 de la ley de Banco y el 51 y el 82 de la CRBV?
    Ya denuncié ante SUDEBAN e INDEPABIS, que espero actúen diligentemente ante la INEFICIENCIA Y BUROCRACIA que se traga al Banco de Venezuela. Hago un llamado público al Presidente de Venezuela Hugo Rafael Chávez Frías para que invite a quienes somos víctimas del Banco Venezuela (conozco a otras familias en el mismo caso), a su programa dominical Aló Presidente. No sólo hay víctimas de estafas inmobiliarias también hay víctimas de instituciones financieras que pertenecen al Estado.
    “Un funcionario no puede refugiarse en excusas para no cumplir con sus tareas hay que ser un verdadero soldado (…) Funcionario que sea negligente tiene que ir pà fuera”
    Hugo Chávez

    Lic.Orlanis Barreto
    C.I 14.141.102
    Tlf: 0426.819.25.86
    barretorlanis@gmail.com

Deja un comentario

*

Get Adobe Flash playerPlugin by rafaelmourad.com wordpress themes